Metamorfosis es una palabra que me encanta...

Y esta es una página sobre mí...
Te cuento...

Me encanta la palabra Metamorfosis, no por el significado que podemos pensar todos, sino porque tener la capacidad de cambio, de adaptación a nuevos entornos, significa que no somos esclavos de nada, ni de nadie. Y esto te da muchísima libertad.

Si hay una palabra que me define a lo largo de mi vida es esa: metamorfosis.

No soy una persona que se ate a ideas fijas y esto me permite transformarme, cambiar.

Y no confundas tener esta capacidad, con no tener principios o valores. Son dos cosas distintas, en el club precisamente hablamos de esto.

Me ha tocado transformarme a nivel físico, profesional y personal tantas veces que a veces ni conozco al Marcos de hace algunas versiones.

Y esta capacidad de metamorfosis se la debo en gran parte a mi sistema de gestión del conocimiento que es una parte de mi cerebro digital.

¿Por qué?

Porque un sistema de gestión del conocimiento te ayuda a encontrar patrones comunes en cada estado o versión anterior, y aprovecharlos para tu nuevo estado o versión. Da igual que relativo al físico, profesional o personal.

El hecho de conocerte muy profundamente, de tener identificados tus valores, tu conocimiento, tus modelos mentales, te ayuda a encontrar tus verdaderos pilares donde anclar tu nueva casa, tu nueva versión, tu nueva identidad. Tu metamorfosis.

Mis cambios a nivel personal, físico y profesional, forma de pensar, de tomarme la vida han sido muchos.


Todos muy, muy distintos unos de otros, aparentemente...

Y mañana, si me apetece una nueva metamorfosis, transformación no tendré tantos problemas como otras personas.

¿Soy especial? No

¿Soy más inteligente? No

¿Tengo un cerebro digital y un sistema? Sí.

¿Soy constante en su crecimiento? Sí.

Lo que sí sé, es que mi Cerebro Digital me acompañará en este viaje.

Antes no os hacéis una idea lo complicado que era mantener un sistema de información así. Ahora es muchísimo más asequible para todos y además lo podéis adaptar a vuestras capacidades técnicas o necesidades.

No tenéis que complicarlo tanto como el mío, o como el de otros compañeros que veréis. Podéis crear un sistema simple o todo lo complejo que seáis capaces de mantener.

En la membresía hablaremos de cómo mejorar nuestras versiones y sistemas.


¿Por qué te puedo ayudar?

Soy Marcos, soy práctico, soy padre, soy amigo y poco más. Me gusta más hacer que ser. No quiero ser rico, ni ser famoso, ni tener razón.

Mi objetivo es tener libertad horaria, geográfica y económica para trabajar en lo que me gusta, leer, aprender, echarme unas cañas con amigos y pasear en la playa con mi familia.

Mientras tenga salud, no quiero jubilarme, repito me gusta lo que hago: crear este tipo de proyectos. Creo que mi objetivo es morirme con la conciencia tranquila y minimizando mi arrepentimiento de no haber intentado lo que me diera la gana.

Pero tampoco soy una ONG. Si te apuntas a la newsletter te ofreceré recursos gratuitos y también mis productos de pago, como el club que verás arriba. Yo creo en el intercambio de bienes.

Precisamente de esto que te acabo de contar, va la foto de abajo. Tiene mucho que ver con uno de los libros que más impacto me han dejado. Después te contaré cuál es y la semilla de todo esto.

En esa foto intenté buscar a John Galt pero no lo encontré, seguiré buscando o quizá él me encuentre a mí...


Y ahora hablaré un poco sobre mí pero para ponerte en contexto y entiendas por qué estoy creando esto:

  • Soy el creador del blog Emowe.com con y el canal YouTube que lleva mismo nombre, ambos son referencias sobre aprendizaje, zettelkasten, modelos mentales, gestión del conocimiento personal, cerebro digital, o herramientas como Notion y Obsidian. Esto no lo digo yo, ni amigotes influencers, lo dice San Google y San YouTube que son los dos mayores buscadores del planeta con diferencia y donde se corta el bacalao de la meritocracia. Busca por esas palabras clave y me encontrarás. Seguramente por uno de estos canales me habrás conocido. ¿Por qué? Porque he invertido miles de horas, pico y pala, sin esperar nada a cambio durante años compartiendo mi conocimiento. Casi los mismos años que le cuesta germinar al bambú. 
  • He sido fracasado escolar, he terminado varias ingenierías presenciales y he estudiado otras mientras trabajaba en alguno de los proyectos que ahora te contaré. En esta vida da tiempo a todo si hay un sistema y un plan, el fracaso se convierte en un trámite más.
  • He trabajado para distintos sectores industrial e informático. Para conseguir esto, tuve que aprender a gestionar la información eficientemente. Además estos conocimientos técnicos me ayudan a explicaros mucho mejor las tripas de las herramientas digitales y cómo podéis adaptarlas.
  • He trabajado más de 15 años gestionando información masiva, filtrando ruido y simulando miles de escenarios para que distintas empresas tomen mejores decisiones mejorando notablemente sus ingresos y, de paso, también los míos ;)
  • Soy el creador de uno de los pocos Centros de Control homologados por Red Eléctrica de España para gestionar la información en tiempo real de la oferta y demanda de energía eléctrica 24x7. También he creado o diseñado varios sistemas algorítmicos de puja de ofertas al mercado eléctrico, esos que en España están tan de moda ahora. Os cuento esto porque es se basa en gestión de datos masiva, exactamente igual que la personal.
  • He trabajado para distintas multinacionales gestionando y sincronizando información entre sus sistemas. Lo que algunos llaman Business Intelligence, analítica e integración de datos... ¿Estos palabrejos os suenan de algo no? Vamos, gestionando información.
  • He visto implementar y funcionar de forma práctica distintas metodologías Kaizen, Kanban, Just in Time, GTD, PARA, Wikis (Zettelkasten) ...etc a nivel organizacional en distintos centros de producción de varios sectores. 
  • Durante más de 20 años me he dedicado a temas industriales, informáticos, infantiles, startups, marketing digital. He escrito varios libros con seudónimo, unos fracasos, otros han sido bestseller y otros llevan más de 20.000 copias vendidas.
  • Cada cierto tiempo hago como los vikingos, llego a un nuevo destino y quemo el barco con el que he llegado para no tener más opciones y desaprender. Así me comprometo con ese nuevo reto, aprendiendo sabiendo que ya no hay marcha atrás, no hay excusas, solo quedo yo. Quemar la naves y metamorfosis cada cierto tiempo se lo recomiendo a todo el mundo porque la vida es breve, my friend.
  • Y a finales de 2020 quemé mi anterior barco y me he centrado en los proyectos digitales que igual conoces: aprendizaje y cerebro digital.
  • Soy un obsesionado del Kaizen y del efecto compuesto. Creo que son la clave del Universo.

Todo esto te lo cuento para que entiendas que todos podemos transformarnos, cambiar. Y también porque en todos los proyectos anteriores tienen algunas fases en común: capturar variables, procesarlas, simular distintos escenarios con ellas y tomar decisiones.

¿Te suenan estas fases? Pues así, más de veinte años en distintos escenarios de todo tipo.

Por eso cuando veo presentaciones sobre gestión del conocimiento, cerebro digital... me da la impresión de estar en un deja vu, vamos algo que ya he vivido. Muchos libros revolucionarios se basan en metodologías que ya llevan funcionando desde hace décadas a nivel empresarial, sobre todo en el sector automoción que siempre va por delante del resto.

La gestión del conocimiento personal es implementar lo que se viene haciendo en las empresas, pero ahora ya es factible a nivel personal. Antes no era algo accesible. Ahora, con las nuevas herramientas digitales (Obsidian, Notion...), ya es perfectamente extrapolable.

Las empresas que os comentaba antes llevan años relacionando información mediante enlaces, desde forma simple con bases de datos relacionales, hasta el cajón desastre del Big Data. La información sin conectar, desligada, son datos sin más, solo la relación de los datos, genera conocimiento.

La imagen que veis abajo, no es un gráfico de Obsidian (una de las herramientas para tomar notas), sino un ejemplo más de las tecnologías que se manejan en los proyectos que os comentaba antes, por eso las mencionaba. Realmente, estamos hablando de lo mismo, la gestión de la información... pero ahora personal.

La gestión del conocimiento es una habilidad, una disciplina que se va adquiriendo con la práctica.

Yo todavía sigo aprendiendo a gestionar el conocimiento, es algo infinito, por eso creé esta membresía.

La intersección de conocimiento y tecnología solo ha hecho que empezar. El que se crea que Zettelkasten solo es conectar unas pocas notas entre sí... que sepa que esto solo ha hecho que empezar. Cuanto antes empecemos a crear nuestro Cerebro Digital, antes podremos empezar a sacarle provecho.

Por cierto, uno de los libros que más me han impactado en mi vida y que guarda relación con la foto, es... te lo cuento dentro del club o si te suscribes. Una pista es uno de los libros de más influencia en EEUU, en España ni lo conocen, ni quieren conocerlo...

Yo también empecé mi Cerebro Digital con una primera nota y esa fue la más importante. ¿Empezamos?